Recuento de moradas 10

Para prepararme a la Universidad, mi padre me enseña a dibujar, enfrentándome, sin preparación, con el tratado de los cinco órdenes de Vignola. Entiendo, por vez primera, lo que es un triglifo, una metopa, un modillón. Me entusiasmo con la armonía de los entablamentos, la progresión lineal de los capiteles, el noble remate de los frontis. Me ponen ante una mesa de dibujo.

Adjunto Tamaño
10.pdf 73.77 KB