¿Regresa el barroco?

Puede producirse una gran novela en una época, en un país. Esto no significa que en esa época, en ese país, exista realmente la novela. Para hablar de la novela es menester que haya una novelística, sentenció Alejo Carpentier en Tientos y diferencias. Y eso es precisamente lo que ocurrió en América latina a partir de la segunda mitad del siglo XX. El mundo observó encantado y compró el boom. Surgió un movimiento, acelerado por una panda de escritores talentosos, empeñados en una labor paralela, semejante o antagónica, con un esfuerzo continuado y una constante experimentación de la técnica.

LA HABANA DE CARPENTIER

Tal y como lo anunciamos en el mes de agosto, iniciamos la publicación regular de textos de Alejo Carpentier sobre la habana, dado que la ciudad se acerca a su medio milenio.

Comenzamos con un artículo totalmente desconocido.

En 1925,  Emilio Roing  y Wilfredo Fernández asumieron la coordinación de un libro titulado El libro de cuba: Historia, letras, agricultura, industria, comercio, bellezas naturales. La cubierta añade que se trata de una obra de propaganda nacional. Al parecer, estaba destinado a atraer turistas e inversores.

Es lógico suponer que esa obra por encargo tuvo el respaldo de una adecuada remuneración, por lo cual Emilio Roig solicitó la colaboración de algunos de sus amigos minoristas, entre ellos Alejo Carpentier que andaba por aquel entonces con los bolsillos vacíos. El tema le fue impuesto, así como algunas concesiones de carácter comercial. Algunas opiniones sobre La Habana moderna no corresponden a su radicalismo arquitectónico de aquel entonces. Por ello, el texto resulta una curiosidad que ponemos a disposición de nuestros visitantes

Sobre el Diario de Carpentier

Reproducimos una interesante reseña sobre el Diario de Carpentier. Apuntamos tan solo las siguientes aclaraciones:

1.      Además de la edición de Letras Cubanas existe otra publicada por Siglo XXI  Editores en México.

2.      Está confirmado que Alejo Carpentier nación en Lausana, Suisa, el 26 de diciembre de 1904.

3.      La cronología oficial establecida por la Fundación Alejo Carpentier así lo reconoce.

Alejo Carpentier: “Desconfío siempre de la gente que no mira el paisaje”

Datos de Contacto

Presidencia e Investigación

Calle E #254 entre 11 y 13, Vedado, La Habana, Cuba CP 10400

Teléfonos: (+53) 7 832 7186, (+53) 7 833 4155, (+53) 7 833 4170, (+53) 7 835 0078

Promocional y Cultural

Empedrado No. 215 e/ Cuba y San Ignacio, Habana Vieja, Habana 1 CP. 10 100

Teléfonos: (+53) 7 861 3667, (+53) 7 861 5506